Experiencias

¨Participar en el intensivo de Centros de energía es un viaje introspectivo y de descubrimiento personal que va más allá de dejarse ir y fluir con la música. Es un sentirse y un verse las corazas para que con la energía, la fuerza y la mirada de compasión que da el acompañamiento grupal poder trascenderlas para ser más auténtica. Gracias de corazón, Valeria, por esta oportunidad.¨

Sílvia

¨Haciendo Centros de Energía he descubierto que tengo un cuerpo, y que puedo conectar con la alegría. Dejo de pensar y me lo paso muy bien. Me ha dejado de doler la espalda y me siento más  flexible.¨

Paola

¨Quiero expresar lo importante que fue en mi vida la técnica de Centros de Energía.Cuando comencé con las clases y los masajes, mi cuello y mis hombros eran dos rocas, al ir trabajando con el movimiento, la música, se fueron diluyendo las durezas y también comencé a sentirme más libre para expresar lo que sentía.¨

Mónica

¨Ha sido una experiencia fantástica de verdad. Un gran descubrimiento para mi de una manera diferente de soltar y liberar tensiones y emociones retenidas o no reconocidas. y además de una forma fácil. ,fluyendo mucho en el presente sin juzgar y con gran amor y respeto por el grupo. Sin inhibiciones! Me ha encanto poder disfrutar de mi propio movimiento, sin esfuerzo mental, tan sólo imitando el movimiento del otro y a la vez descubrir cómo al moverme con los movimientos de otra persona he roto mis propios patrones automatizados y me ha llevado a percatarme de nuevas maneras de vibrar… ha sido fenomenal poder experimentar cómo tan sólo bailando al ritmo de las diferentes músicas me han ido cambiando los diferentes estados emocionales y me ha ido aumentando la energía vital. He salido del retiro revitalizada y con mucha más Energía.¨

María José

¨Quiero agradecerte el taller que acabo de realizar contigo este fin de semana. Agradecer tu presencia, sensibilidad y energía que me has transmitido de una forma intensa y vital estos días. Expresarte y explicarte que he podido contactar con mi interior, con mi alegría, con mi energía y con muchas otras sensaciones y emociones de forma intensa. He disfrutado de ti y de mis compañeros con los que se ha creado un espacio de confianza y compartir realmente bonito, desde el respeto y la humanidad. Una experiencia bella y profunda. Gracias por crear y ofrecernos una experiencia tan bella.¨

Javier

¨El cuerpo habla, se enferma, llegué a Centros de Energía por necesidad. Después de estar haciendo yoga, sentí que quería algo más. Me hace muy bien, salgo feliz, renovada, me sirve para lo físico-emocional, es una forma de mejorar mi estado de ánimo.¨

Cristina

¨Con los movimientos de centros de energía he podido tomar conciencia de mi cuerpo y  a la vez de mi mente. He aprendido a escucharme tanto a nivel corporal como emocional y además me lo paso genial, bailamos, reimos, te descargas, y desconectas del dia a dia…. Algunos dias ( muy pocos) voy casi sin ganas, cansada del curro…, pero agradezco haber ido perque sales  RENOVADA!!!!¨

Anna

¨Fue un flechazo, porque en el primer encuentro enseguida conectamos. Me hizo vibrar y yo me dejé llevar por él. Después de eso, los siguientes encuentros fueron a más. Cada vez que compartíamos crecía el amor, la alegría y sobre todo el entusiasmo. Fuimos creando un espacio de permisos, cuidados intensivos, mimos, risas, llantos, charlas, revelaciones, paz, dicha, en definitiva de apertura/expansión y en consecuencia de sanación/amor. No hemos confesado la atracción que sentimos porque el cuerpo danza en la evidencia, regalándose sin necesidad de la palabra. No nos hemos comprometido pero nos pensamos todos los días y deseamos el momento del próximo encuentro. Quizás ahí, entre la magia de la sutileza expresiva, se descubra en la belleza de mi sonrisa, el amor con Centros de energía.¨

Mariona

¨Llevo con Centros de Energía más de 3 años y forma parte de mi vida ir a las clases de cada semana y a los talleres para ir haciendo estas experiencias conmovedores entre mi interior y el exterior y trabajar mi cuerpo, encontrando cada vez más equilibrio. Hoy por hoy soy más consciente de las cosas de la vida, también escucho más mi cuerpo y lo cuido más ya que es el “altavoz” de lo que está pasando en mi interior. Trabajar el cuerpo en estas clases es a la vez encontrarme conmigo misma y también con muchos amigos que están haciendo la misma experiencia. Es increíble la energía de grupo que se va creando con los movimientos y las barreras que se saltan, aquellas que nos ponemos a veces nosotros mismos. Es un profundo enriquecimiento de mi vida. Mi cuerpo responde mejor, mi interior está más despierto. Y, ante todo, ¡lo bien que se pasa moviéndose con la música!¨

Bárbara

MÁS INFORMACIÓN
valeriazyl@yahoo.com | 658 654 824